Más de 30 voluntarios de la Fundación Cajasol participaron en una jornada de actividad medioambiental en el Paraje Natural Marismas del Odiel. El trabajo asignado al grupo ha consistido en la continuación de la reforestación de una pequeña zona, con la plantación de cuatro especies autóctonas.

Las especies elegidas para plantar fueron sabina, acebuche, lentisco y palmilla, distribuidas alternativamente, con el fin de recrear el seto natural al borde de la marisma. De este modo, servirán como refugio para aves insectívoras.

Con equipos formados por tres voluntarios, se procedió a la plantación de estas especies autóctonas eligiendo el terreno de mayor concentración de hierbas, prueba de una mayor humedad. Más de 200 nuevas plantas para el seto que se está formando.

Marismas del Odiel tiene una extensión de 7.185 hectáreas y es espacio protegido desde 1989. Se trata de un sistema de marisma mareal, en contraposición con el Parque de Doñana, que es de origen fluvial. Su riqueza en fauna y flora y su dinámica evolución hacen de este lugar un paraje objeto de estudios de científicos y biólogos.

En Marismas del Odiel se concentra el 37% de la población mundial de espátulas y su colonia de flamencos es la tercera de Europa en número de ejemplares, que diariamente llegan desde Fuentepiedra (Málaga) y vuelven a su origen tras encontrar alimento.

]]>

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

X