El ciclo de los Mano a mano de la Fundación Cajasol acogió este martes 27 de febrero la presentación mundial del cortometraje ‘Amanecer’, una obra del joven director de cine norteamericano Samuel Mac Fadden que tiene el mundo del toro y la ciudad de Sevilla como principales motivos de inspiración.

El acto, presentado por el periodista y director de ‘Toromedia’ José Enrique Moreno, ha contado con una excelente acogida por parte de un público que ha llenado la sala, y ha incluido la proyección de este interesante trabajo audiovisual que ha patrocinado la Fundación Cajasol y en una charla posterior con intervención del propio director del film, Samuel Mac Fadden, y el torero sevillano Francisco Lama de Góngora, que ha sido uno de los protagonistas de ‘Amanecer’.

La película es un poema visual que muestra un sueño y “ahonda en la búsqueda de la belleza” representada en la ciudad de Sevilla, que se personifica en Ana Jiménez, Mestu Puntas y Aurora Muñoz en distintos escenarios, y que tiene a un torero como hilo conductor de la historia, papel que recae en Lama de Góngora en la que ha sido su primera incursión en el mundo del cine. Todo ello sobre la base de un texto poético obra de Antonio García Barbeito, que también pone voz a la narración.

En este mano a mano especial se analizaron las conexiones entre el cine y el toreo, y se abordó con mucha profundidad el tema de la búsqueda de la belleza por parte de los toreros. Comenzó el evento Samuel Mac Fadden describiendo lo que representa para él la película: “Es un acto de amor por la tauromaquia, es una forma lírica de expresar la belleza. El torero es un caballero de la búsqueda; busca la belleza, y este proyecto es el diálogo entre un poeta y ese milagro que es Sevilla”, afirmó. Asimismo contó como se enamoró del toreo y de Sevilla: “Fue un Domingo de Resurrección, en la despedida del maestro Espartaco de Sevilla, ese día supe que tenía que hacer esta película”, dijo.

Se refirió así el director a una leyenda del cine como Orson Wells para explicar la génesis de su obra: “Cuando estuvo en Sevilla se preguntó si era posible grabar la tauromaquia, llegando a la conclusión de que la única forma de plasmar el toreo en cine es desde una perspectiva lírica”, dijo Mac Fadeen.

Por su parte, Lama de Góngora también dio su visión sobre la película: “La primera vez que la ves te impacta, cuando se vuelve a ver aprecias muchos matices. Está cargado de mensajes, cada imagen tiene un mensaje específico”, detalló.También dio una “clave” para entenderla: “El torero va en busca de la belleza pero nunca llegamos a alcanzarla plenamente. El toreo está lleno de sueño y ese sueño es la faena perfecta, siempre estamos en su búsqueda, pero nunca llegamos a alcanzarla”, explicó.

Una vez visualizado el cortometraje, el director utilizó varias imágenes de obras pictóricas y escultóricas –de Antonello da Mesina, Rafael, Gustav Kimt– para explicar cómo concibió su creación e introducirnos en su universo estético y filosófico, en lo que fue una auténtica clase de historia y arte.

También hubo tiempo para contar anécdotas sucedidas durante el rodaje y para hablar de futuros proyectos de director y torero. Lama de Góngora se ganó al público cuando explicó que, en los dos años que ha pasado en México en busca de oportunidades que aquí no tenía, “cuando salía a la plaza más pequeña del pueblo más pequeño siempre pensaba que estaba toreando en Sevilla”, dijo. Una plaza a la que volverá el próximo 11 de abril.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies
X