La Fundación Cajasol vuelve a tener el privilegio de ser la primera sede en el mundo de acoger la exposición que muestra las fotografías galardonadas con el World Press Photo 2018, el premio más prestigioso del fotoperiodismo mundial. El pasado jueves 12 de abril se hacía público el fallo del jurado internacional de la 61ª edición del Concurso Mundial de Fotografía de Prensa que nombraba al fotógrafo venezolano Ronaldo Schemidt de la Agence France-Presse, ganador del World Press Foto del Año por su imagen de un hombre envuelto en llamas durante una de las protestas que golpearon la ciudad de Caracas durante una ola de manifestaciones contra el Gobierno de Nicolás Maduro que se prolongó durante meses en Caracas. Esta imagen y el resto de galardonadas podrán disfrutarse en la sala de exposiciones de la Fundación Cajasol (plaza de San Francisco, 1. Sevilla) del 26 de abril hasta el 17 de mayo. La inauguración tendrá lugar a las 9.00 horas, a cargo del presidente de la Fundación Cajasol, Antonio Pulido, el comisario de la muestra, Juan Carlos Sánchez de Lamadrid, y la responsable de exposiciones de World Press Photo, Yi Wen Hsia. El horario de visita del público será de lunes a sábado, de 11 a 21 horas; domingos y festivos, de 11 a 18 horas. También se podrán realizar visitas guiadas y participar en talleres didácticos reservados en el teléfono 955 18 38 30 o en reservas@monto.es

Los ganadores de los premios fueron anunciados en el World Press Photo en Amsterdam. La presidenta del jurado Magdalena Herrera calificó la impactante instantánea como “una foto clásica” que le provocó “una emoción instantánea”. La instantánea recoge el momento en el que José Víctor Salazar, de 28 años, corre envuelto en llamas al ser alcanzado por un chorro de gasolina proveniente de una moto de la Guardia Nacional Bolivariana, que fue capturada e incendiada por los manifestantes con un cóctel molotov. El joven, convertido en una antorcha humana y ataviado con una máscara de gas, corre en busca de ayuda para apagar el fuego de su cuerpo. Mientras, en el fondo de la imagen se aprecia, pintado en la pared en color negro, un pequeño grafiti de una pistola que apunta hacia la palabra “paz”. El herido acabó con quemaduras de segundo grado.

En total, 4.548 fotógrafos de 125 países presentaron fotos en ocho categorías. La fotografía de Schemidt se impuso a las otras cinco nominadas, que retrataban el atentado de Westminster, en Londres; una víctima del grupo terrorista Boko Haram, en Nigeria; el drama de los refugiados rohinyás, en Myanmar; y dos instantáneas de la liberación de Mosul del Estado Islámico por parte de las fuerzas iraquíes. Ronaldo Schemidt también consiguió el galardón a la mejor ‘Fotografía de actualidad’

 

 

 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y ofrecerle información relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra política de cookies. ACEPTAR

Aviso de cookies
X