La Fundación Cajasol y el Real Instituto Elcano han puesto en marcha el Seminario ‘La seguridad en la cuenca mediterránea: desafíos compartidos’, que fue inaugurado y clausurado por Antonio Pulido, presidente de la Fundación Cajasol, y Emilio Lamo de Espinosa, presidente del Real Instituto Elcano, acompañados en la apertura por Manuel Jiménez Barrios, vicepresidente y consejero de la Presidencia y de Administración Local de la Junta de Andalucía, y Antonio Sanz, delegado del Gobierno de Andalucía.

Antonio Pulido mostró su satisfacción por poder acoger este seminario “que nos permite reflexionar sobre los grandes desafíos y oportunidades que compartimos los pueblos del Mediterráneo”. El presidente de la Fundación Cajasol valoró la colaboración de la Entidad con el Real Instituto Elcano, “una institución de enorme prestigio e influencia en el ámbito internacional con la que deseamos seguir afianzando e intensificando nuestra relación”, y se mostró “consciente de que el debate sobre la seguridad y estabilidad en el Mediterráneo es un debate complejo, con muchas y diferentes facetas”.

Antonio Pulido considera que “no hay desarrollo sin seguridad, pero tampoco alcanzaremos nunca la paz o la estabilidad si no somos capaces de garantizar unas condiciones de vida dignas y la oportunidad de llevar adelante un proyecto de vida a todos los que habitan en las distintas orillas del Mediterráneo”. Por ello, apuntó que es “cada vez más urgente la necesidad de avanzar en una verdadera integración regional. Un nuevo escenario de convergencia política y económica que nos permita no sólo enfrentar los problemas que nos afectan, sino explotar todo ese mar de posibilidades y de oportunidades que también simboliza el Mediterráneo”.

Finalmente, el presidente de la Fundación Cajasol se mostró convencido de que “otra mirada hacia el Mediterráneo no sólo es necesaria, no sólo es posible, no sólo es justa, sino que también será enormemente provechosa para todos”.

El vicepresidente de la Junta de Andalucía, Manuel Jiménez Barrios, reclamó un mayor compromiso de la UE y del Gobierno central para afrontar los problemas de la cuenca mediterránea, como la inmigración irregular, el asilo a refugiados o la cooperación para el desarrollo. Manuel Chaves, ex presidente de la Junta de Andalucía y presente en el acto como público, destacó la importancia demográfica de la inmigración para el futuro de Europa y ha criticado la falta de una política europea frente a este desafío, que se afronta individualmente por cada gobierno.

La cita, que se prolongó durante toda la mañana en la Sala Salvador de la Fundación Cajasol (C/Entrecárceles, 1. Sevilla), se dividió en dos sesiones de trabajo. La primera de ellas bajo el título ‘Migraciones y cooperación transfronteriza’; y la segunda sobre ‘Seguridad y gobernanza: impactos económicos y sociales’.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies
X